La respiración bucal durante el sueño aumenta el riesgo de caries

Por erosión del esmalte

Una inspiración adecuada al dormir no sólo favorece la salud respiratoria, sino también la bucal. El pH se ve alterado cuando se inhala por la boca en el descanso y provoca consecuencias en el esmalte dental.

 

En una investigación publicada en la revista especializada Journal of Oral Rehabilitation, científicos de la Universidad de Otago (Nueva Zelandia) llegaron a la conclusión de que las personas que respiran por la boca son más propensas a tener caries que las que lo hacen por la nariz. Esto se debe a que el ingreso del aire por la cavidad bucal durante el sueño produce más riesgo de que se erosione el esmalte de sus dientes y de desarrollar caries.

Los autores de este trabajo analizaron los niveles de pH oral de diez voluntarios que durmieron alternativamente con unas pinzas en la nariz que los forzaba a respirar por la boca durante el sueño. De esta forma, este grupo registró un pH promedio de acidez de 6,6, comparado con los que respiraban por la nariz durante el sueño (cuyo pH fue neutro, de 7).

Asimismo, en numerosos casos, en las personas que tuvieron respiración oral mientras dormían, el nivel cayó a 3,6. Esta cifra que está muy por debajo del umbral de 5,5 que indica el comienzo de la desmineralización del esmalte.

El pH en sus  valores normales (de entre 5,6 y 7,6) ayuda a proteger la integridad de la mucosa, arrastrar restos alimenticios y bacterias, neutralizar los ácidos y remineralizar las lesiones dentarias. Además, posee propiedades antibacterianas.

 

Fuente: Gaceta Dental (nº 279).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*