Hacia un diagnóstico de la insuficiencia cardíaca a través de las bacterias bucales

Un estudio en China iniciaría el camino hacia un método de diagnóstico precoz y sencillo para detectar la insuficiencia cardíaca.

 

Existen investigaciones en las cuales se pudo demostrar que los microorganismos que revisten la lengua podían identificar a personas sanas de pacientes con cáncer de páncreas. Este hallazgo resulta en un marcador temprano para el diagnóstico de esta enfermedad.

Esto inspiró a un grupo de científicos chinos a buscar un resultado similar para diagnosticar la insuficiencia cardíaca. Las bacterias están relacionadas con la inmunidad. El desequilibrio microbiano podría estimular la inflamación y la respuesta inmune, ambas presentes en la insuficiencia cardíaca.

El doctor Tianhui Yuan, del Hospital N°1 de la Universidad de Medicina China de Guangzhou fue el líder de esta investigación. De acuerdo a sus observaciones, la lengua de una persona sana es de color rojo pálido con una capa blanca pálida, mientras que las de los pacientes con insuficiencia cardíaca son más rojas con una capa amarilla. Asimismo, la apariencia cambia conforme la enfermedad avanza.

Su trabajo consistió en el estudio de 42 pacientes del Hospital con insuficiencia cardíaca crónica y 28 personas sanas como grupo de control. Ninguno de los participantes tenía enfermedades bucales, de la lengua o dentales. Tampoco habían sufrido una infección del tracto respiratorio superior, tomado antibióticos o inmunosupresores en la última semana; ni estaban embarazadas o amamantando.

Para tomar las muestras del recubrimiento de la lengua, se emplearon cucharas de acero inoxidable. Las mismas se realizaban por la mañana antes del cepillado dental o del desayuno. Se empleó una técnica llamada secuenciación del gen de ARNr 16S para identificar bacterias en las muestras.

“Nuestro estudio encontró que la composición, la cantidad y las bacterias dominantes del revestimiento de la lengua difieren entre los pacientes con insuficiencia cardíaca y las personas sanas”, afirmó el doctor Yuan.

Si bien a no se halló superposición en el contenido bacteriano entre los dos grupos, cinco categorías de bacterias distinguieron a los pacientes con insuficiencia cardíaca de las personas sanas con un área bajo la curva (AUC) de 0,84 (donde 1,0 es una predicción 100% precisa y 0,5 es un hallazgo aleatorio). Asimismo, hubo una tendencia hacia la baja en los niveles de Eubacterium y Solobacterium en los pacientes con insuficiencia cardíaca cada vez más avanzada.

Si bien Yuan admitió a la European Society of Cardiology que se necesita más investigación, “nuestros resultados sugieren que los microbios de la lengua, que son fáciles de obtener, podrían ayudar con la detección a gran escala, el diagnóstico y el monitoreo a largo plazo de la insuficiencia cardíaca. Los mecanismos subyacentes que conectan a los microorganismos en el revestimiento de la lengua con la función cardíaca merecen un estudio más a fondo”.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*